Oleg Zavodnoy (Muerto)

Maestro Relojero

Description:
Bio:

Antiguo militar ruso. Formo parte del grupo especial Výmpel como experto en desactivación de bombas, creación de dispositivos explosivos e infiltración. Nacido en una vieja ciudad al sur de Rusia, en la que su padre le enseño el oficio de relojero.
Muy hábil desde joven, ya reparaba piezas delicadas a los 15 y fabricaba sus propios relojes a los 17. Cuando cumplió 18, tuvo que realizar su servicio militar por dos años, y aunque no tenía la resistencia física para el duro entrenamiento, demostró habilidad al reparar el reloj de mano de uno de sus superiores.
Al terminar su servicio, fue recomendado a Výmpel y entreno por 4 años y dedicando otros 4 años a las fuerzas especiales. Durante ese tiempo pudo construir una red de influencias que le ayudo en el futuro en sus ambiciones personales. Al terminar su vinculo con el ejercito, a la edad de 28 años regreso a su tierra para enfocarse de nuevo en el negocio de los relojes. Durante 3 años dedico su tiempo y dinero a la fabricación de relojes de mano cada vez mas finos y “perfectos”, encontrando que no solo era cuestión de habilidad, si no del tiempo mismo. Poco a poco empezaba a demostrar una obsesión extraña por tratar de “insertar el tiempo mismo” dentro de sus relojes, de poder no solo medirlo, si no controlarlo. Así poco a poco no solo construía relojes, si no también lo mezclaba con su capacidad para construir bombas: Había encontrado como “detener” el tiempo de otros.
Al cumplir los 32, su antiguo capitán de escuadra lo invito a un negocio “redituable” en el otro lado del mundo: El tráfico de armas. El mercado Norteamericano estaba “necesitado” de armamento ruso, y su capitán encontró vínculos con el mercado negro y el ejército. La llegada e instalación no sería un problema. Una vez llegados, cada uno se repartió un pedazo del pastel: Alexei, su capitán, tomaría el área Este, y Oleg el área Oeste, en California. Ni tardo ni perezoso, Oleg creo un imperio de trafico en poco menos de 3 años y a sus 36 ya era un capo reconocido, con una fuerte influencia militar y un vasto capital.
Para cubrir sus huellas, puso una tienda de relojes artesanales. Aunque su clientela era poca, todos eran conocedores y tenía un par de clientes frecuentes. Uno de ellos, era un sujeto extraño, con gustos muy extravagantes y manierismos exagerados. Siempre murmuraba de como esas “hermosas obras de arte” deberían permanecer para siempre y de como “era” su obligación volverlo realidad. Después de casi un mes, Oleg termino lo que el mismo considero la obra de su vida. Llevo el Reloj a casa de su cliente como el mismo se lo había pedido. Al llegar a aquella mansión llena de pinturas llenas de números, estatuas con formas geométricas y enormes relojes que cubrían paredes completas, su cliente entro en un frenesí de locura apenas contemplo el reloj. Volcando todo de cabeza y atacando a Oleg con una fuerza descomunal, lo dejo inconsciente, sin enterarse de lo que paso… Hasta que fue muy tarde.
Cuando despertó, se dio cuenta que no estaba en su casa, tenía la misma ropa del día anterior y era una noche después de la ultima que recuerda. No solo eso: Estaba lleno de sangre, frente a 3 cuerpos que parecían una familia. No sabía dónde estaba, pero se sentía diferente. Tenían hambre, mucha hambre y sabia que algo había cambiado; Ya no era un ser humano.
Horror y desesperación eran las palabras que llenaban sus pensamientos, estaba asustado y no sabía qué hacer. Después de unas horas de vagar, encontró un grupo de sujetos que intentaban robar a una señora, y al verlos los tipos lo desafiaron con pistola en mano. Por extraño que pareciera, Oleg no tuvo ni miedo ni se sentía intimidado, confrontándolos de manera directa. Los tipos dispararon y el solo recibio las balas sin sentir siquiera dolor. Un segundo después se sintió tan ligero que pudo ponerse detrás de ellos sin que ellos pudieran responder. Huesos rotos, balas y un par de miembros desmembrados después, solo se escuchaba el llanto de aquella mujer asaltada, ahora horrorizada de lo que había visto. Oleg solo recogió una de las armas y la bolsa de aquella mujer, se la entrego y le dijo “Este es un barrio peligroso señora; Por favor, no se atreva a pasar por aquí de nuevo por estas horas, sujetos como ellos son solo el principio”.
Oleg estaba fascinado con su naturaleza, y como el autodidacta que fue toda su vida, ahora en su no-vida aprendió rápidamente las reglas que regían la vida vampírica. Encontró a otros como él y entendió su sociedad tan pronto tubo oportunidad. El hombre emprendedor que era encontro nuevos lugares en los cuales poder extender sus negocios y rápidamente encontró apoyo en el Sabbat, quien eran más entusiastas y mejores compradores que aquellos que se hacían llamar La Camarilla. Poco tiempo después, una mujer muy atractiva lo contacto con la oferta de seguir sus negocios, ante el ala protectora de la manada “Pesadilla”. Aunque en un principio no le intereso, decidió que era lo mejor y fue recibido por Slain quien tenía planes para aquel grupo que apenas tomaba fuerza.

Oleg Zavodnoy (Muerto)

Gray Hills MamarrachoPro